viernes, 30 de noviembre de 2007

Ayer era un bebé...

... y desde hoy, va a ser una mujer casada.

Todavía recuerdo cómo era la primera vez que la ví, a través de un cristal (no me dejaron tocarla), tan pequeña, tan inconcebiblemente pequeña. 

¿Cómo es que una criatura tan pequeña puede cambiar tanto la vida de otra gente?

Creció con toda la gracia que yo no tuve, pero fue bueno verla hacerlo. Supongo (no lo sé de cierto) que se supo adorada desde un principio, por hordas y hordas que, como si de la Bella Durmiente se tratara, llegaban a visitarla, algunos de lugares muy lejanos.

Cosa curiosa, ahora soy yo, quien viene de un país muy lejano.

¿La verdad? No sé cómo me siento. Estoy muy contento por ella, claro, como es natural. Pero luego siento que eso es exactamente lo que se espera que uno sienta y no , entonces, si es realmente lo que siento

No lo sé, no lo sé: es como estar ante una galería de espejos y buscar desesperadamente llegar al final de la misma.

Esta noche, participaré de la ceremonia, veré cómo ella, que ayer era un bebé, se convierte en una mujer casada.

Y que Dios nos guarde a todos.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Amén

Paxton Hernandez dijo...

Mucha suerte! Nos traes fotos, Mike.

Yo dijo...

pasará rápido amiguín, ya lo verás. Y portate bien. Abrazos desde tu Finisterre (que sigue donde lo dejaste)

Jimena dijo...

Ahh, las bodas son experiencias extrañas, en especial para los involucrados primarios que no tienen que encargarse del bailongo y namas se quedan con las emociones confusas de ver a tu hermana cambiar de estado, convertirse en una persona distinta y unirse a otra familia.Yet... si mi hermana se casara hasta llevo flores al camarín de la virgen de los Remedios, sólo espero que no me cambie la cara. Creepy.
Bodas: infinidad de comida y alcohol gratis! ¿qué te vas a poner? Ay, fotos!

Patricia dijo...

Parecería que hay algo que, como decimos acá, no te termina de "cerrar" con este asunto... Ya lo contarás (o no, como quieras).

Más allá de lo que se espere que sientas, espero que tú sientas, en el fondo, lo que quieras sentir. Y también espero que ella sea feliz, por supuesto.

Un beso
P.

Cachito dijo...

Verás que todo, TODO, sale muy bien. Y cuando vuelvas, cuenta.
Felicidades a la novia. Un beso para ti.

-•MiTa CorLeoNe•- dijo...

El chiste es sentir..la ocasión lo amerita.

Saludos