jueves, 13 de diciembre de 2007

Sin Culpa

Estoy harto de sentirme culpable.

Y lo peor, es que siempre acabo sintiéndome culpable de algo. 
Soy, desde niño (o acaso a cinsecuencia de haberlo sido) terriblemente culpígeno. 

Pero hoy (pero hoy...) hoy estoy harto de sentirme así.

Soy responsable, sí, pero no culpable. No soy culpable de nada de lo que hago con mi vida, ni de las cosas que me han ocurrido antes o ahora. Tampoco busco señalar culpables. Eso es algo que sólo contribuye a desperdiciar mi vida en algo inútil.

Así que aquí me deshago del horripilante sentimiento de culpa que me ha estado atormentando en el estómago. Si busqué mi vida en otra parte fue por algo y ahora lo entiendo mucho mejor.

Cada quien es responsable de sus actos. Que cada quién cargue con lo suyo. Yo ya tengo bastante y no voy a seguir desperdiciando mi energía, mis lágrimas, mi vida entera, por causas que no me corresponden, por culpas que no me pertenecen. 

La culpa es uno de los peores inventos de la humanidad. Estoy harto de usarla como zapatos de hierro. 

Así que hoy declaro mi libertad de toda culpa. Mi vida está en otra parte, muy lejos de aquí. Y voy a seguirla como hasta ahora.

Pero que renuncie a la culpa, no significa que renuncie a muchas otras cosas que están unidas a ella (al menos en este caso tan personal). Al menos no voluntariamente. 

Pero si tengo que, para seguir viviendo, dejar más cosas (o personas, o recuerdos) detrás, que así sea. Sé que hacerlo me va a doler, seguro. Pero cuando deje de dolerme, y dejará de dolerme todo esto en algún momento, podré respirar de nuevo.

Y lo que más quiero, es eso. 
Respirar de nuevo el aire de mi Finisterre. 

Libre de penas, de insistencias y sobre todo, de esa innecesaria loza llamada culpa.

***
Ah, y a manera de coda, me harté también de usar negritas para dar énfasis. Me toma demasiado tiempo y me desconcentra. Ustedes seguramente comprenderán cuando haga hincapié en algo por escrito. Y como dije antes, este es mi blog y escribo como (y acerca de lo que) se me da mi real gana. 

Espero que, si ustedes quieren (les da su regalada gana), sigan conmigo en el viaje.

8 comentarios:

Sebastiana dijo...

Siempre me he preguntado que si "te da la gana" (which is weird de por sí) por qué es regalada? Qué, no es TU gana?

(Wise move)

luz de luna dijo...

Pues si, si me da mi "regalada gana" seguir aqui, jejeje!
aya que bueno que te libras de esa carga, que para cargadores de lozas, el Pipila.

Anónimo dijo...

Otro al que se le da la regalada gana seguir de compañero de viaje.

Ya ví que no soy el primero, y lo bueno es que tampoco seré el último jejejeje. ¡Somos bastantes más de los que crees!

Tu cuate, el de las comillas suspensiva,,,,,,

,,,,desde Ithilien,,,,

hugo dijo...

y yo preguntándome de dónde sacabas el programita que leía la intensidad de tus dedos para que se pusieran negras las palabras.

saludos.

g. neidisch dijo...

Me quedo. Sigo y continúo en el viaje. Con errores ortográficos, cursivas y negritas.
Ayer paseaba por la Feria de la Naranja. Raro, no? Vacaciones en casa. Los amigos de antaño son amigos de ahora llenos de sorpresas.
Y uno llega con una mochila en la espalda. "Pesa, pareces el pípila" me dijo Alejandra al ayudarme. "Es la portable" dije. Y continué con "y las culpas y las respon...", pero en voz muy baja.
Lo mismo hoy en el inusual y excepcional encuentro con Franklin.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

¡Todo es culpa tuya!

jajajaja

Champy dijo...

Puedes contarme el motivo del post?

Digo, para tener una idea mas clara.

Allá lo espero.

Patricia dijo...

Pues sí, me da la regalada gana seguir por acá. Como siempre...

De paso, me alegro de lo de las negritas... a mí me desconcentraban, pero al leerte. Tengo la sensación de que puedo imaginar tu entonación sin necesidad de ellas, y eso que no te escuché tantas veces (tantas como hubiera querido, al menos).

Besos y afuera la culpa que es una mochila que pesa y no sirve para nada. Hay que ir "ligero de equipaje"...

P.